fbpx

10 consejos para cuidarte cuando comes fuera de casa

Tomando Vuelo

Beber es un arte, es una caricia a los sentidos que nos transporta a un mundo de seducciones hedonistas, un acto sublime y casi...

5 alternativas dulces y saludables

¿Se te antoja algo dulce pero no quieres sentirte culpable por consumir montones y montones de azúcar? Hoy te traemos 5 alternativas para el...

Presentan Guía México Gastronómico 2021

La Guía México Gastronómico fue presentada el pasado lunes 22 de febrero en una emotiva gala virtual, aquí te contamos más de los galardonados y categorías.

Opciones saludables, sin robar el tiempo

Hoy te traemos tres opciones para alimentarte sanamente, sin quedarte sin tiempo al cocinar.

En Keat sabemos que para tener una excelente calidad de vida, los alimentos son nuestros aliados: nos ayudan a sentirnos llenos de energía y ágiles mentalmente, a tener una digestión increíble, un buen metabolismo y un cuerpo saludable.

Por eso el Método Keat recomienda alimentos orgánicos y en las combinaciones ideales para apoyar los procesos de tu organismo. Cada bocado transforma tu cuerpo, es el poder de la química de la naturaleza.

Pero disfrutar de esta calidad de vida también significa salir a comer en restaurantes, ya sea por viajes, por trabajo o por compartir con familia y amigos.

Te compartimos 10 estrategias que puedes seguir para cuidarte cuando comes fuera de casa.

1.¡En casa, al 100%!: Siempre que comes en casa asegúrate de que sea lo más sano posible, así puedes tener más flexibilidad cuando comas fuera. Si tendrás una comida pesada, inicia el día con un Bone Broth Keat, así disminuyes el estrés oxidativo que tendrá tu cuerpo y aprovechas la inteligencia de sanación y regeneración que tiene el colágeno, los aminoácidos y los minerales del caldo de tuétano.

2. Escanea tus opciones: Elige las opciones que cumplan con ambos criterios: ricas y saludables. Descarta los no negociables: por ejemplo, los alimentos fritos y las harinas industriales.

3. Siempre incluye verdes: ¡Todas las verduras y vegetales! Incluye una buena porción, son regalos de la naturaleza.

4. ¿Puedes nombrar los ingredientes?: Prefiere los platillos en los que se puedan distinguir los ingredientes. Muchos aderezos, sopas o salsas incluyen aditivos que contienen químicos nocivos, como el glutamato monosódico. Si pides una ensalada, sustituye el aderezo con aceite de oliva, vinagre balsámico o limón.

5. Buena mesa, buen vino: Es delicioso acompañar la comida con buen vino o tequila. Un tip es evitar los cócteles, pues al mezclar alcohol con azúcar los efectos negativos aumentan impresionantemente. Apoya a tu cuerpo tomando 2 vasos de agua extra por cada copa, así disminuyes los procesos deshidratantes del alcohol y reduces el daño al hígado, a tus hormonas y a tu digestión.

6. ¡Ojo con las mezclas!: Para no sentirte pesado después ni dañar tu metabolismo, la clave son las mezclas. Procura no mezclar alcohol con postre, pues aumenta el estrés oxidativo para el hígado y para la microbiota: ¡es estrés para tus células! También evita los excesos de proteína, sobre todo si vas a tomar alcohol o comer postre.

7. ¡Agua desde que despiertas!: Hidrátate bien desde la mañana y toma dos vasos de agua poco antes de comer. Todas las funciones del metabolismo y la digestión dependen del agua. Si te falta hidratación generas más radicales libres, estrés oxidativo e inflamación celular.

8. Come despacio: Tómate tu tiempo y mastica con calma, ¡lo disfrutarás más! Si te das tiempo para saborear y para escuchar a tu cuerpo, sabrás elegir porciones adecuadas y alimentos que te convengan.

9. Al terminar, ¡movimiento!: Caminar después de una comida fuerte ayuda a disminuir el impacto en tu cuerpo. Procura dar un paseo de 2 mil o 3 mil pasos, o subir escaleras. Disfruta la sobremesa, pero después no te quedes sentado, apoya a tu cuerpo.

10. ¡Cuida a tu hígado!: El hígado es el órgano que trabajará más. Para apoyarlo, nuestra recomendación es tomar probióticos un par de horas antes. Asegúrate de que sean de excelente calidad, pues muchos ni siquiera llegan al estómago. También puedes apoyar a tu cuerpo con nutrientes que mejoren la metabolización de azúcares y harinas o con semillas que ayuden a regenerar el hígado.

¡Que disfrutes de una comida deliciosa!

Con cada bocado puedes fortalecer a tu cuerpo. Si quieres aprender a cuidarte para mejorar algún malestar, tener más energía o disfrutar de una mejor calidad de vida, acércate a Keat, nos encantará ayudarte.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

- Publicidad -

Cocteles de inspiración colorida

A través de la inspiración de un pantone pueden surgir grandes resultados, hoy te compartimos dos cocteles resultado de este proceso creativo.

El comienzo de la cultura gastronómica mexicana, parte I

Desde el año 2010, México obtuvo por parte de la UNESCO el reconocimiento de su cultura gastronómica tradicional, declarándose la misma como Patrimonio Cultural...

Sabor Es Polanco, cantidad y calidad en su quinta edición

El masivo festival Sabor es Polanco se llevó a cabo, por quinta ocasión, en el Campo Marte de la ciudad de México, con la...

Festín en La Docena

En esta ocasión visitamos La Docena Polanco, y no podemos decir más que, sigue siendo de nuestros favoritos. Este cotidiano citadino se caracteriza por...

Teacake Zen

Receta: Yuny Legorburo Fotografía: Claudio Pellettieri "Actualmente es uno de mis consentidos, refleja ese homenaje al ingrediente y mi gusto por los panqués esponjosos. Me inspiré...

Te podría interesar