fbpx

Una nueva cocina está brotando en Mérida

WORLD CLASS MÉXICO 2021 “BY MIXING WE UNITE”

World Class regresa bajo un nuevo concepto que busca unir, fortalecer y celebrar la comunidad alrededor de la mixología

Cambiano hábitos con un bowl plant based

Sin duda, los cambios en los hábitos alimenticios, la salud y bienestar se han convertido en prioridad para las familias mexicanas, esta receta te ayudará con tu nuevo estilo de vida.

Un clásico de Campari, para el calor

Disfruta del calor de la primavera y refréscate a la italiana con un sencillo y delicioso coctel lleno del seductor sabor e icónico color rojo de Campari.

Bebiendo Historia

La pintoresca ciudad de Parras conserva su arquitectura colonial y es uno de los 111 Pueblos Mágicos de México desde el 2004 por su...
Karla Sentieshttps://www.saborearte.com.mx
Karla Sentíes, fundadora de Saborearte. Karla es y ha sido una importante referencia culinaria en México. Recibió el reconocimiento: “Periodista destacado” por parte del Club Vatel México y la Academie Culinaire de France.

La consolidación de una alta gastronomía mexicana se percibe en cada vez más ciudades del país. En Mérida, al lado de destacados chefs como Roberto Solís o Christian Bravo, Mario Espinosa ha sabido labrarse una ascendente ruta dentro de los fogones.

Recientemente inauguró el restaurante K’u’uk (palabra maya que significa brote), propiedad de Eduardo Rukos y Pedro Evia, para brindar un rostro diferente de la cocina mexicana, basada principalmente en el uso de productos locales y en la aplicación de la tecnología más moderna para resaltar los sabores de esos ingredientes. El resultado se expresa actualmente en un menú degustación de 8 y 16 tiempos que incluye, entre otro platos: papada de cerdo pelón en cocción lenta, agua de tomate con membrillo y verdolagas; pavo de monte en salmuera, membrana de huevo de codorniz con flor de calabaza y jugo de frijol con hoja santa, venado, coliflor, tierra de achiote, rábanos curtidos y limón.

En plática con Mario Espinosa, Pedro Evia y Eduardo Rukos comentaron algunos de los puntos principales de este innovador proyecto.

“Empezamos con una idea de hacer un restaurante pretensioso, pero cuando nos fuimos involucrando en el proyecto y cuando decidimos trabajar con puro producto local, conociendo a los productores, se fue modificando todo hasta definir que queríamos hacer cocina mexicana de vanguardia. Al referirnos a vanguardia no nos referimos a interpretaciones de la comida tradicional mexicana; no vas a encontrar aquí la cochinita molecular o el queso relleno esferizado o cosas por el estilo. En el aspecto tecnológico aplicamos esas técnicas para resaltar los sabores de los ingredientes sin modificarlos”, comentó Pedro Evia.

“El equipamiento en nuestra cocina fue guiado por la necesidad de buscar nuevos sabores y texturas a ingredientes que siempre han formado parte de nuestra cocina. Investigando qué es lo que se ha hecho, quiénes lo han hecho, nos encontramos con técnicas de extracción de esencias por medio de los rotavapores; con técnicas de impregnación, como la gastrovac, con liofilizadoras para poder deshidratar un producto sin que pierda sus propiedades. Nos dimos a la tarea de basarnos en eso y meter estas máquinas a la cocina, no para cocinar principalmente, sino para dar un nuevo sabor a esa proteína o ingrediente o ese vegetal que vamos a tener en un plato. Al sumergirte en lo que es tecnología en cocina hay un sinfín de técnicas que puedes aplicar, dentro de todo eso cayeron ideas. De ahí surgió la necesidad de contar con un proceso autóctono, prehispánico, como es el pib, un horno de tierra; originalmente queríamos tener un horno enterrado en la cocina pero por cuestiones de higiene y de espacio no era lo adecuado. Entonces es cuando nos surge la idea de sacar ese proceso de la tierra y diseñar un horno que haga ese proceso en un ambiente controlado. El diseño es nuestro completamente y se llama Pibinal. Es un horno en el que puedes controlar la temperatura; si necesitas cocinar más rápido la carne, vamos a pensar en la cochinita, que tarda de tres a cuatro horas en cocinarse en un horno enterrado; en el horno pibinal puedes cocinar una cochinita en una hora, y también le puedes dar otros sabores”, nos dijo Eduardo Rukos.

El objetivo de K’u’uk, como comentó Pedro Evia, es: “Queremos, primero que nada, que la gente relacionada con la gastronomía ponga los ojos en Yucatán, y que sepa que en Yucatán se está haciendo algo que puede ser la plataforma para cosas grandes a nivel mundial; a nivel macro pensar en México, que volteen a ver a México, somos los primeros que estamos haciendo esto en México, ojalá no seamos los únicos. No queremos alejarnos de la cocina tradicional, de hecho, parte de nuestra propuesta incluye tecnología propia apegada a lo tradicional como nuestro horno Pibinal, hecho con tecnología propia que reproduce el sistema de cocción bajo tierra que es tan tradicional yucateco y lo hemos llevado a un horno convencional, en cuanto al menú, originalmente se basa un poco en la historia de la cocina desde la época prehispánica hasta el momento actual. Los platos van evolucionando conforme a la gastronomía de esas épocas”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

- Publicidad -

Sabores Irresistibles: La Magia de un Buen Platillo

Al dejarme llevar por un mundo de sensaciones en el momento de degustar el nigiri de anguila con foie gras por fin entiendo porqué...

La levadura química o cómo hornear un pastel esponjoso

La palabra leudado proviene de la palabra latina levo, que significa “elevar o hacer ligero”. Los productos horneados esponjosos que no contienen levadura, se...

De las canarias a la milpa en el restaurante Kaye

Pedro Martín del restaurante Kaye y Jorge Córce del restaurante Sabor de milpa harán mancuerna en una cena maridaje el siguiente lunes 20 de...

¡Celebremos Thanksgiving en el restaurante Xanat!

Una de las celebraciones que logra reunir a las familias estadounidenses es Thanksgiving. Esta conmemoración que se festeja el cuarto jueves de noviembre de cada año...

¡Oaxaca unido! El sector restaurantero de Oaxaca de Juárez firma petición de apoyo al gobierno

Ante la crisis sanitaria que vivimos hoy y el cambio que se avecina junto con un panorama económico desalentador y -seamos sinceros- un tanto...

Te podría interesar