El chocolate es uno de esos ingredientes de gusto casi universal. Es bien conocido por su decante y suculento sabor así como por su versatilidad traducida en infinidad de platos desde dulces bombones hasta salsas exóticas. Blanco, con leche y amargo fueron las variantes que ocuparon los puestos clásicos por varios años. No fue sino hasta hace poco que se integraron a la gama, un par de nuevas variedades poco conocidas y por ende poco explotadas: ruby red y gold. 

Sigue con: Cacao ruby red: ¡el cuarto tipo de chocolate ha llegado a México!

Fuente: Pexels

Recordemos que en términos generales la composición del chocolate puede resumirse a través de la siguiente tabla:

Tipo de chocolate% CACAO% LECHE% MATERIA GRASA% AZÚCAR
Blanco0152555
Con leche25-40252520
Semiamargo40-553520
Amargo60-85205
Ruby Red37203015
Gold0254030
Fuente: Creación propia

Pero hoy te queremos contar sobre algunas de las ventajas de consumir chocolate amargo, ya que este, presenta mayores beneficios que los otros, por la propia naturaleza de su composición.

cacao-y-chocolate
Cacao y chocolate

El cacao por naturaleza está lleno de antioxidantes. El chocolate como tal “contiene más antioxidantes fenólicos que la mayoría de los alimentos” y según las fuentes consultadas los flavonoides (catequina, epicatequina y procianidinas) son los antioxidantes más predominantes. El chocolate además tiene beneficios para la salud cardiovascular por su efecto regulador  en el endotelio vascular de la producción de óxido nítrico así como también por la acción de los polifenoles que tienen efectos antiinflamatorios en el organismo.

Puedes leer después: 5 combinaciones con chocolate que no te debes perder

Por esta misma cualidad como antioxidante el consumo de cacao influye positivamente en la resistencia a la insulina y por lo tanto en la reducción de los riesgos de padecer diabetes. 

Fuente: Pixabay

Consumir cacao además se ha asociado con reacciones involucradas en la respuesta inmune, en la expresión génica, en la protección de nervios de las lesiones así como también de la inflamación. Otros de sus beneficios van desde proteger la piel del daño oxidativo de la radiación ultravioleta cuando se incluye en algunas preparaciones tópicas además de tener efectos positivos sobre la saciedad, la función cognitiva y el estado de ánimo.

Todos estos beneficios pueden obtenerse consumiendo cacao sin embargo, es común que el chocolate se consuma procesado con leche, grasas, azúcares y aditivos por lo que existe una delgada línea entre un consumo responsable y el exceso que puede expresarse en problemas de aumento de peso, diabetes, caries, hipertensión y muchos trastornos más. 

Todos estos beneficios pueden obtenerse consumiendo cacao sin embargo, es común que el chocolate se consuma procesado con leche, grasas, azúcares y aditivos por lo que existe una delgada línea entre un consumo responsable y el exceso que puede expresarse en problemas de aumento de peso, diabetes, caries, hipertensión y muchos trastornos más. 

¿Qué hacer entonces?

Fuente: Pexels

Para obtener los mejores beneficios del cacao y evitar los problemas que pueden surgir por un consumo excesivo de éste, nuestras recomendaciones son:

  • Optar por chocolates altos en porcentaje de cacao. Amargos y semiamargos serán tus mejores aliados. 
  • Evitar los chocolates con leche y blanco ya que estos son los que más grasa y azúcares tienen. Si se llegan a consumir, hacerlo con moderación y que no sea de manera regular. 
  • Limítate a comer porciones pequeñas de chocolate (10 gr por porción) y hazlo como máximo una vez al día.
  • Buscar entre las distintas marcas aquellas barras que ofrezcan % altos de cacao y, aunque de inicio te resulten amargos, poco a poco desarrollarás gusto por los sabores intensos. 
  • Encuentra tu marca favorita. Aún cuando comprar una barra de chocolate con un porcentaje alto de cacao resulte una opción cara, piensa en cuánto tiempo te durará esa golosina. Por ejemplo, yo he comprado una barra de 90 g de la marca Ghirardelli al 92%  y me ha durado poco más de un mes. Es tan amarga que no puedes consumir mucho cada vez y el disfrute es total. 
  • Otra de las opciones viables es optar por consumir cacao nibs, que no son más que granos de cacao fermentados, tostados, pelados y triturados en pequeños trocitos para agregar a tus preparaciones favoritas (helados, postres, smoothies, galletas, etc).

Vuele a leer: Entre café y chocolate, la mezcla perfecta

Así que no dudes en disfrutar de uno de los ingredientes más deliciosos que la naturaleza nos brinda pues los beneficios de su consumo moderado contribuyen a una mejor calidad de vida.

Bibliografía:

  • Valenzuela B, Alfonso. (2007). EL CHOCOLATE, UN PLACER SALUDABLE. Revista chilena de nutrición, 34(3), 180-190. https://dx.doi.org/10.4067/S0717-75182007000300001
  • Visioli, Francesco, et al. (2009) ‘Chocolate, Lifestyle, and Health’, Critical Reviews in Food Science and Nutrition, 49:4, 299-312
  • Katz, David, Doughty, Kimberly & Ali, Ather (2011) ‘Cocoa and Chocolate in Human Health and Disease’ Journal Antioxidants & redox signaling, 15(10):2779-811. DOI:10.1089/ars.2010.3697
Publicidad

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.